Día Mundial contra el Cáncer 2016

Facebooktwitterlinkedinmail

??????????????????????

Con información de OPS. Bajo el lema “Nosotros podemos, yo puedo”, la Organización Panamericana de la Salud se suma a la campaña mundial del Día Mundial contra el Cáncer, que se celebra cada año el 4 de febrero. El objetivo de este día es promover y mostrar de qué forma todas las personas, tanto de manera colectiva como individual, pueden hacer algo para reducir la carga del cáncer. Este año, la campaña en el marco del Día Mundial contra el Cáncer invita a realizar un esfuerzo conjunto entre gobiernos y sociedad civil para promover las acciones e inversiones necesarias para la prevención y control del cáncer. Esto incluye el control del tabaco, la promoción de estilos de vida saludables, el tamizaje y detección precoz del cáncer y la mejora de los servicios de tratamiento oncológico, así como de cuidados paliativos. Los invito a sumarse a esta iniciativa haciéndose eco de mensajes de prevención y estando bien activos en redes con la etiqueta #DíaMundialContraElCáncer y #NosotrosPodemosYoPuedo De igual manera, aprovecho para compartirles información siempre útil sobre esta enfermedad: ¿Cuál es la causa del cáncer? El cáncer comienza en una célula. La transformación de una célula normal en tumoral es un proceso multifásico y suele consistir en la progresión de una lesión precancerosa a un tumor maligno. Prevención y factores de riesgo Se estima que del 30 al 40% de los casos de cáncer se pueden prevenir reduciendo los factores de riesgo. Muchos otros tipos de cáncer se pueden detectar temprano y tratar eficazmente. Evita el cáncer modificando o evitando los principales factores de riesgo, tales como:

  • el consumo de tabaco;
  • el exceso de peso o la obesidad;
  • las dietas malsanas con un consumo insuficiente de frutas y hortalizas;
  • la inactividad física;
  • el consumo de bebidas alcohólicas;
  • radiaciones ionizantes y no ionizantes;
  • la contaminación del aire de las ciudades;
  • el humo generado en la vivienda por la quema de combustibles sólidos.

Las infecciones crónicas por el virus del papiloma humano (VPH) -para el cáncer de cuello de útero- , por hepatitis B y C – para el cáncer de hígado- y por la bacteria Helicobacter pylori – para el cáncer de estómago.